Skip to content
Cuchillos de Cocina VIP

Porta jamón (jamonero)

La cocina es un lugar donde la expresión de creatividad es fundamental, un buen cocinero busca experimentar con sabores para darles sensaciones únicas a los comensales. Sin embargo, no sirve de nada tener grandes recetas en mente cuando la ejecución es pobre, entonces, para conseguir una materialización adecuada de las ideas en la cocina se necesita contar con las mejores herramientas que permitan ejecuciones mejor acabadas y más comodidad para el cocinero.

¿Qué es un porta jamón o jamonero?

Una herramienta muy útil en la cocina es el porta jamones o simplemente conocido como el jamonero, se trata de un soporte especial que se emplea en la cocina con la finalidad de dar soporte y estabilidad al alimento.

¿Para qué sirve el jamonero?

En ese sentido, como su nombre lo sugiere, un porta jamones sirve precisamente para sostener el jamón que se desea cortar, permitiendo sacar lonchas de jamón con plena seguridad o bien, cortar el jamón en tacos.

¿Qué tamaños hay?

Por su parte, un porta jamón busca abarcar a la perfección el tamaño del jamón, por ello, tienen longitudes de 45 a 50 centímetros, algunos son de mayor o menor tamaño según la pieza de jamón para el que esté destinado, a su vez, el ancho ronda entre los 15 y 20 centímetros.

¿Cómo se usa el jamonero?

Por otro lado, el uso del porta jamón no es tan complicado, pero necesita de práctica para que su uso sea más rápido y se pueda adaptar el jamón con más facilidad. Para comenzar, el porta jamón debe ubicarse en una superficie plana y estable, luego, el jamón debe fijarse en el porta jamón sin que tenga espacio para deslizar, allí, es momento de comprobar su correcta fijación.

Posteriormente, se usa un cuchillo jamonero para comenzar con el corte del jamón, este debe estar bien afilado para que demande el menor esfuerzo posible, para esto se puede utilizar una chaira para mantener el filo. A partir de allí, el corte debe tener un ritmo lento para conseguir las mejores lonchas; como norma de seguridad, la mano menos diestra siempre debe estar en una altura mayor a la mano que está realizando el corte, así como el cuerpo debe estar lo más alejado posible de la zona de corte.   

¿Cómo elegir un buen jamonero?

Por otro lado, hay ciertos factores que hacen a un porta jamón destacar por su utilidad y funcionalidad, los cuales deben considerarse al momento de escoger uno. En primer lugar, hay que estar seguro de su estabilidad, para ello, se comprueba el peso de soporte y resulta ideal que esté equipado con tacos de goma en la base, todo esto, en pro de que no deslice al momento de realizar los cortes.

A su vez, se debe estar atento a que sea cómodo para cortar, es decir, es importante verificar que se pueden hacer cortes en distintos ángulos sin que este estorbe en algún momento.

También, el tamaño entra en juego en este proceso, lo conveniente es decantarse por un porta jamón que se adapte al tamaño de las piezas de jamón con las que suelen trabajar, para que luego no le sobre ni falte tamaño.

En definitiva, un porta jamón es una herramienta muy útil que tiene un potencial en la cocina.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *